reproducciones 1.209

El reggae es nuestro diario y en él nos vertimos hoy
Con tierra, con cielo y con llanto oh, de la cordura al espanto.
A veces partimos la punta y rajamos la hoja con furia,
Pero sólo un manchón queda, ayy que no nos deja seguir.
Hay que colgarse la cara pura,
En este tiempo delirante
Dejar a un lado la furia.
Hemos de mantener en el inventario ciertas emociones vivas,
Pues si las emociones matan, oye, deben también curar.
El reggae es nuestro diario y en el nos vertimos hoy
Con tecla, cuerda, cuero y canto, oh, liberando el encanto.
Hay que colgarse la cara pura, mmmh
En este tiempo delirante
Dejar a un lado la furia.
Quiero documentar la cosquilla, el dominó y el café,
El palique en la esquina y el bembé.
Documentar también el río que acaricia mi piel,
Inspira los sentidos y energiza mi ser.
Documentar la cosquilla que me echó a reir ayer
Para acordarme otro día y enloquecer otra vez.
Documentar el tímido horizonte que se esconde
Tras la duna y la palmera que adornan la costa en piñones,
Las olas de chatarra y aviones.
Ay, el tumbao de los tambores que se escuchan en loiza
Cuando paso de prisa y se me olvida la carrera.
Si, al fin, vivir el día es lo que cuenta.
El pasado es un punto de partida
Y el futuro tú lo inventas.
Documentar la cosquilla que me ha visto crecer
Para que otras culturas la gocen también.
E,e, cosas de la vida boricua.
Oyemé, oyemé, oyemé gozadera pura y viva tú ve.
Vive el color de esta islita,
Siente, siente, siente, siente, siente, siente el calor que regala mi gente
Vive el color de esta islita,
Siente el calor, siente el calor
Si no te cura al menos te divierte,
Digo que te enciende.
No te deja ni un poro inerte.
Uh, ja, já, uyy,
Cuidado que ahí viene la jara,
Esconde el cachimbo y púyala.